13 junio 2008

En este enorme movimiento estudiantil y social


Desde mi punto de vista muy personal, estas dos semanas de movilización social las aprecio con el grado de intensidad que vivimos como movimiento estudiantil secundario y universitario el año 85 al 86. Es decir, sin ánimo de exagerar, se trata de un movimiento ENORME, de extensión nacional, de todo tipo de establecimientos educacionales (públicos y privados), de agotamiento de formas de lucha y creación de nuevas salidas, de máxima tensión hacia los ritmos propios (laborales, familiares, etc.). Sin tener muy claro en qué desembocará todo esto -si se retirará la Ley General de Educación o no-, lo cierto es que quienes están en este movimiento diverso vivimos la experiencia de que EL TIEMPO NO ALCANZA, esto es, que el movimiento social y político está copando nuevamente nuestra agenda personal, desbordándola, exigiendo(nos) sacrificios.

Imagino que puedan haber lectores de esta comunicación que consideren una exageración lo que describo, pero todo lo que he vivido estos últimos 15 días me lo confirma: es impresionante la cantidad de colegios, liceos y universidades en toma o paro indefinido; es impresionante la cantidad de asambleas en que se está discutiendo día a día si se continua o no en movilización, o en que tipo de movilización. Son muchas personas, familias y territorios los involucrados en este proceso de casi cero cobertura mediática formal.

Ya llevo 10 dias exponiendo a diario, en distintos colegios y universidades en toma, a los profesores, papás y estudiantes las debilidades de la LGE. Este proyecto simplemente no recogió los avances alcanzados por el Consejo Asesor Presidencial en Educación, lo que impide que colabore a romper el círculo de exclusión social en que se basa el actual sistema educativo, segmentado por clases sociales que jamás se topan en todo el trayecto de vida de un estudiante. Ayer estuve impartiendo la charla sobre las debilidades de la LGE en el Campus Oriente de la Católica, cuya Facultad de Artes está en Toma hace una semana. En un telón dispuesto en el patio central de la Universidad, expuse los datos duros de este "el circulo de exclusión social" (al respecto ver http://www.opech.cl), y cerca de un centenar de estudiantes de teatro, bellas artes y otras expresiones artísticias participaron vivamente de la discusión. Me mostraron videos grabados por ellos de las intervenciones de arte política que han estado realizando en el metro (al interior de los carros) denunciando la situación grave de la educación ("La educación está muriendo y nosotros con ella"). Fue muy fuerte y emotivo ver como estos muchachos se las ingenian, y se confrontan y arriesgan al duro individualismo nacional rutinario, y a la represión (los guardias de amarillo llevándose a la gente luego de su performance, Carabineros intoxicando con gases lacrimógenos, etc.).

Así, son muchísimas las cosas que se están realizando no obstante tal vez no lo veamos ni sepamos. Es una verdadera escuela de formación política, de participación en lo colectivo de estas nuevas generaciones es lo que está en curso.

Qué agotador, pero que enriquecedor está resultando todo esto. Ojalá el sistema político tenga la sensibilidad y altura de acoger a este enorme movimiento, y perfeccionar, enmendar el rumbo. Si no lo hace, se habrá perdido una tremenda oportunidad, y las nuevas generaciones se lo harán pagar de forma muy simple: dejarán de creerle, y terminarán por desplazarlos.

2 comentarios:

america dijo...

que maravilla y alegria saberque todo esto esta pasando!!
que rabia de que algunos adultos aun se crean los dueños de la verdad! tarde o temprano abra una cominidad en nuestro pais, quiero creer en esto ,donde asta los niños podran opinar y ser parte de los cambios, asi como en las comunidades altiplanicas entre otras ! FUERZA! AMOR ! VENCEREMOS!!!

°°JanEKew°° dijo...

e irás de nuevo?

ese día sólo te vi de lejos

estudio estética en campus oriente, pero me tuve q ir a trabajar porque o sino me echaban, de todos modos me echarán igual porque he andado más en marchas y cosas así que trabajando jajaja


saludos manuel


oye, ven pa la fiesta de sn juan el viernes 20 en la noche, puedes venir en familia... mi mamá estará vendiendo comida mapuche creo...