01 abril 2007

Muchas gracias



Todavía está todo muy fresco, son muchas las emociones vividas en la jornada por la memoria de los Manueles que realizamos el sábado 31 de marzo en el frontis del ex Colegio Latinoamericano de Integración, desde donde se llevaron a José Manuel y mi padre hace 22 años atrás. Necesito tiempo para disfrutarlo y rumiarlo, como diría Nietzsche, pero no podía dejar de expresarles de inmediato mi tremendo agradecimiento por lo allí ocurrido.

Simplemente fue una jornada espléndida, con todos los elementos y características que nos habíamos propuesto: fresca, alegre, buena onda, comprometida políticamente, que realmente logró unir a un montón de generaciones de un paraguazo haciendo memoria colectiva. Desde don Lucho Corvalán y mi abuelo materno -de noventa años cada uno-, pasando por la generación de los sesenta de los Manueles, los universitarios de los setenta, mis amigos ochenteros de los "Actores Secundarios", los jóvenes de los noventa con Rodrigo Roco en un feliz regreso para quienes no lo habíamos visto, los del 2000 ayudando en todo, y un enjambre de pequeñitas de meses de edad y enanos de cinco-seis años saltando encima del chancho de Roger Waters y pintando las paredes del Latino y de paso la ropa de sus padres. Conseguimos que un Bibliobus viniera a la actividad, por lo que los peques mientras oían música pudieron leer junto a sus padres.

Hubo mucho, mucho sentimiento que se vivía en la piel, un tremendo reencuentro de mucha gente que ya no se asomaba a estas actividades, con jazz de primer nivel, cumbiancheo, trova "ventilador" que no dejó mono con cabeza, música clásico andina, scrach, niños cantando a coro la canción "Homenaje" con Luis Lebert; cambio creativo de nombre de la calle El Vergel por "Guerrero y Parada"; se intervino la vereda en el frontis del colegio donde quedaron grabadas las palabras "Memoria y vida" con letras de metal bajo recina de color... Una jornada de 5 horas sin parar que culminó en un hermoso velatón, retomando el rito de

22 años de hacer memoria y proyectarnos desde ahí con nuevas energías y compromiso con la vida digna con justicia social y acceso a la cultura para todos y todas. Pude observar como niños de cuatro a cinco años de edad encendían las velas y preguntaban a sus padres que qué significaba esto, y ellos hallaban un modo amable de contarles la historia, sembrando así la semilla de la memoria, que es el mejor camino para asegurar un Nunca Más.

En fin, fueron muchísimas las cosas que pasaron, y como comentó el tío Leopoldo Muñoz que intentó salvar con vida a los Manueles ese 29 de marzo de 1985 resultando baleado, este acto por la memoria "nos dejó las pilas puestas para revolverla unos diez años más sin parar".

Como un botón de ejemplo del apoyo y amplia convocatoria que tuvo la jornada anoten simplemente "con memoria y alegría" en google y verán las decenas de sitios, bloggers, y medios que se sumaron a la actividad. Para todos ellos nuestro agradecimiento, así como a los artistas que participaron y los que no tuvimos tiempo para que subieran al escenario. Gracias por los saludos llegados del exterior, todos los cuales fueron leídos durante la jornada.

Con la fuerza ahí acumulada, nos lanzaremos ahora a concretar el proyecto de declarar el frontis de Colegio Latinoamericano de Integración lugar histórico, para que entre en los textos escolares y no se olvide que de las puertas de un establecimiento educacional el terrorismo de Estado fue capaz de secuestrar profesores ante la mirada atónita de sus alumnos e hijos. Haremos los esfuerzos para cambiar el nombre de la calle El Vergel que colinda con el colegio, por Guerrero y Parada, para que los Manueles entren a los mapas y rutas de la ciudad. Y anunciaremos la apertura de un concurso público para crear una intervención artística frente al lugar, para que el Municipio y la comunidad lo cuide, mantenga y recuerde que la vida no tiene precio, como nuestra memoria por los Manueles, don Santiago Nattino, los hermanos Vergara, Rodrigo Rojas, Victor Jara, Carlos Lorca Tobar, padre André Jarlan, Carlos Prats y tantos y tantas.

Un beso y un abrazo para todos quienes estuvieron ahí, para quienes conocidos y desconocidos nos apoyaron a la distancia, para quienes con memoria y alegría nos permiten seguir alegres por la vida.

Los quiero infinitamente,

Manuel






























31 comentarios:

in.tuyo dijo...

Gracias a ti. Fue un privilegio inmenso.

Armando Navarrete dijo...

Estimado Manuel,
Desde estas lejanas tierras del Quebec, nuestro Comite Chileno por los Derechos Humanos hace llegar un solidario saludo en la conmemoracion del 21 aniversario del asesinato de tu padre, Manuel Guerrero y de Jose Manuel Parada y Santiago Nattino.
Desde la distancia, seguimos recordando y seguimos luchando por que la impunidad y el olvido no se impongan. Nos sumamos a la memoria de tantos, que en nuestra patria y fuera de ella, con porfiada obstinacion continuan dia a dia sembrando la semilla del recuerdo en memoria de nuestros seres queridos, victimas de la dictadura.

Sinceramente

Comite Chileno por los Derechos Humanos
Montreal, Canada

puebloppd dijo...

Hermosa Jornada...
Mientras exista vida ,alegría y niños jugando...existe esperanza de construir un mundo mas justo y fraterno.
Abrazos alegres, fraternos y por cierto rebeldes !!!

Valeria

Anónimo dijo...

Hola Manuel:

Por esas cosas de la vida hace unas semana fui a un matrimonio en una iglesia en Achupallas, Viña del Mar, que está en la Calle Manuel Guerrero, fue algo que resonó en mi y se me vino a la memoria el registro imborrable que tengo del relato de Sergio Campos contándonos a todos los que queríamos escuchar, lo impresentable...

Quise ir a participar este sábado, pero no pude llegar desde Villa Alemana, le pedí a mi hermano que fuera con mi sobrino en mi nombre, pero tuvo que trabajar, sin embargo en pensamiento y en buenas vibras estuvimos ahí.

gracias por tu actitud.

un abrazo,

Pao

Paloma dijo...

Hola Manuel, me gustaria saber si dejaste registro fotografico del Chancho de Waters ese dia, me gustaria ver como fue que los niños disfrutaron de el.
si es que tuvieses algunas podrias subirlas a tu espacio en inet


Un abrazo

Anónimo dijo...

Manuel,ese día me tomé una chelita por tu padre.Hasta la victoria siempre.
Oscar de Talca

catalina dijo...

muchas muchas gracias a ti y a todos quienes la organizaron, soy ex alumna y un par de veces me toco organizarla. nunca en los años que llego de latino viví una velatón como esta, estubo presiosa, llena de alegria, de esperanza.. muchas graacias me fui llena de buena onda y energia... un abrazo

M. Nicolas dijo...

el 31 brotó la primavera en washington y le contaba a mi hija el por qué de chile ahora y te juro que de la nada -de forma menos aterrante- le conté sobre la historia del mimo.

y le dije que no eras solamente tu (o tus hermanos). eran muchos más y son muchos más.

prendimos una velita...y recogimos flores.

PATTY "ARDILLA" PARGA dijo...

Manuel desde el otro lado del charco te pensé, pensé la extraordinaria fuerza de esa semilla que nuestros Manueles, Leonardos, Migueles, Lucias, Dianas, Emilios y todos los otros y otras anónimos soñadores, sembraron.

Es la hora de la siembra. Disfrúta el fruto.

Pacita dijo...

Un abrazo Manuel y de verdad lo pasamos lindo !!!! con mi hijo y nuestros amigos y ademàs con reencuentros de hartos años .
Lindas tus palabras y siento que el mundo debe aprender de nuestra fuerza y mistica y en una de esas nosotros debemos aprender a tener sendos contenedores con agua en las actividades donde haya pintura !!!!!!!!!
Son tantos los nombres que se cantan al viento y muchos quedan sin registro , asi es que yo espero que el proximo año esto se repita y se haga cronico oooooo. Con tu inteligencia, humanidad y lejos de culaquier divismo .
Cariños agradecidos .
Paz Concha Traverso.

Carolonline dijo...

siempre estaremos contigo aunque físicamente lejos.

yorma dijo...

Manuel: conocí a tu padre siendo alumna normalista y posteriormente en la ciudad de rancagua nos vimos en la década del fatídico ochenta. Como dirigente comunal del colegio de profesores hicimos el día 30 un acto de homenaje a esos hombres que marcaron el comienzo de la caída de la dictadura y estoy cierta que esos homenajes se repitieron a lo largo y ancho de nuestro territorio.Ellos y tú están permanentemente junto a nosotros. Un abrazo y gracias por tu blogckzcmamv

Anónimo dijo...

Que maravilla a la distancia acompañar el recuerdo, la memoria de lo
irrepetible y la certeza de que existe la manera, de colores, de abrazo y
piel de gallina, que nos permite cuidar nuestro presente y futuro, para no
ver nuevamente tanta sombra a plena luz del día. Gracias a esta red que se
entreteje entre los que de una u otra forma, deben encontrarse. Yo no te
conozco personalmente, quizás me llegó tu contacto a través de algún un
amigo común, no sé, quizás da lo mismo.
Me alegro de que haya ocurrido y desde Iquique, un fraternal abrazo a la
salud de los manueles.

Gloria

Anónimo dijo...

Amigo mío, te reitero mi compromiso y apoyo en todo lo que emprendas,
con lo que se hacer que es la música.

Abrazos,
Nelson.

Anónimo dijo...

solo decirte que mi corazon se enorgullece en la alegria que reflejas, aqui a la distancia comparto tu memoria y recuerdos que jamas se olviden ( aunque siempre la memoria es fragil) pero mientras alla uno que lo recuerde en el tiempo seran muchos los que no olviden
hugo

Anónimo dijo...

Manuel:

Me toco vivir esos dias horrosos, vi de cerca tu dolor, el de Estela, de
sus hijos y de tantos compañeros que acompañamos a nuestros martires.
Sabia de esta convocatoria, pero cada vez me duele mas asistir, me
emociono con mucha facilidad, cuestion que en aquellos tiempos no me
pasaba.
Te felicito por tu entereza, este pais necesita mas personas como tu, que
den testimonio de su dolor mirando al futuro con optimismo, sin renunciar
a nuestros sueños.

Un abrazo, Ricardo

Anónimo dijo...

Siguamos adelante, Manuel, que te aplauden desde el
Multiverso, un abrazo, Alejandro

Anónimo dijo...

Querido Manuel: comparto tus setimientos y reflexiones posteriores a la hermosa jornada del sábado. Lo que más me gustó es la sensación de llegar a un espacio de encuentro, de cariño, de recuerdo, de recuperación de la memoria, desde el respeto por cada una de las diversidades allí presentes, era como llegar al lugar de la familia, como tu bien lo dices, los viejos, nosotros los cuarentones, nuestros hijos y nietos...Creo que es el mejor homenaje que le podemos rendir a los nuestros, la verdad, la justicia, desde la vida en su plenitud...Un abrazo, querido Manuel
Marisol

Anónimo dijo...

Querido manuel, un abrazo. todo mi apoyo. ofelia

Anónimo dijo...

Manuel:

Había tenido una semana de mierda y el sábado estaba con la guata dura y tuve que quedarme en la cama (mi hijo/a me obligó a descansar). Como a las 18:00, pasamos en auto y me bajé un ratito a mirar, quería saludarte pero no te encontré. Me fui para mi casa muy contenta, sobretodo de ver de tantas generaciones.

No se si te conté, pero yo estaba en el Franciso de Miranda el año que mataron a tu papá. Yo tenía como 9 años. En el colegio, todos los profesores estaban destrozados. Entre llantos, la profe nos contó lo que había pasado y estuvimos muchos días pendiente, hasta que los encontraron. Mis papás trataron de explicarme suavemente lo sucedido, pero no pudieron. Los hechos eran demasiado brutales e inexplicables, fuera de toda razón para una niña. Solo me enfrenté al hororo y entendí de alguna manera porqué mis padres salían a las protestas o los cacelorazos de villa.
Recuerdo que la pena que me dio pensar en todo y una de las cosas que más me impactó es la imagen de Parada que tenía barba como mi papá. Con mi corazón de 9 años, pensé en ustedes, en los hijos, niños como yo sin la posibilidad de abrazar a sus padres.

Te agradezco enormemente la posibilidad de compartir contigo la defensa de la memoria de tu padre.

Un abrazo,

Pati

Anónimo dijo...

Mâs besos entonces!!
Pachi

Anónimo dijo...

Querido Manuel,

Aunque no pude acompañarte como lo había programado, tu relato me hace partícipe casi en vivo y directo de la emocionante jornada que tu relato describe. Gracias, muchas gracias por hacernos partícipe de tu vivencia y la de tantos que tuvieron la oportunidad de estar allí.

Un abrazo

Norma.

Anónimo dijo...

Hola Manuel , aunque no nos conocemos personalmemente, soy una de esas anonimas ochentera que estuvo en el acto y que me informe por correo. Quisiera agredecerte a ti y a los organizadores de ese maravilloso acto de memoria en el cual disfrute y me emocione mucho. Creo que me interpretas con tus palabras lo vivido.


Bueno, me despido y un fraternal saludo y gracias nuevamente

Francia

Anónimo dijo...

Manuel:

Cual "telenovela", tengo lágrimas.

Gracias a ti y suerte !

Anónimo dijo...

manuel,
seguí con atención y entusiasmo los preparativos del acto del sábado... con algo de impotencia o más bien de "palito en el poto" por no poder estar ahí contribuyendo y conmemorando... pero constaté que el 29 de marzo uno lo lleva grabado en la piel y en el corazón y aunque este año me tocó un panorama distinto y no estaba la ceremonia del abrazo y las velas y las caras conocidas, estas tardes de fines de marzo en parís trajeron consigo, una vez más, reflexiones profundas sobre lo que somos y queremos ser y hacer... me gustó tanto en tu columna de la nación cuando cierras haciendo mención a ir a dejar a nuestros hijos al colegio y conversar sobre cómo mejorar la educación y la vida... constatando que hay una militancia de lo cotidiano, por así decirlo, que es una herencia maravillosa de los manueles, el ejercicio de enrabiarse con el abuso y con la tontera, y sorprenderse e indignarse, el ejercicio de coincidir y consensuar, en fin... y hacer de eso no sólo una forma de vivir y de relacionarse sino también un motor movilizador...
y en vista de los comentarios del acto del sábado, está claro que hay ahí una manera de pararse en el mundo que es un tremendo patrimonio... me da mucha alegría que así sea y me siento muy parte de esa energía... porque como dice la canción de la eladia blázquez, canción que me suena como banda sonora todos los fines de marzo en la cabeza, "... eso de durar y transcurrir no nos da derecho a presumir, porque no es lo mismo que vivir honrar la vida..."

un gran abrazo,
iara.

Bianca Bowie dijo...

Guauuuuu!!!...

Que palabras puedo decir'''????


Creo que tu postura frente al dolor es admirable... Y esta bien que cites a Nietszche para agradecer...No sé... entré a aquí por casualidad y he quedado perpleja...Si, estoy perpleja...

Un gran abrazo compañero!

belclau dijo...

Qué ganas de haber estado alli apoyandolos y viviendo esa jornada de memoria y alegria colectiva.
Espero de todo corazon que eso se repita y que con los años se intensifique...
Un abrazo fraternal desde la distancia, Manuel.

Pedro dijo...

Cómo no recordarlos si representan lo mejor de nosotros? Desde Suiza. con emoción sincera.

Andrea dijo...

muy buenos tus blog

saludos

aguirrebello dijo...

Allí estuvimos con nuestros tres hijos y allí estaremos siempre.

Y donde hoy están las sillas (Quilicura) estuvimos al primer vuelvo del Inti.

Abrazo,

AAB

Anónimo dijo...

Hola Manuel,

Ayer al venir a mi trabajo temprano en la mañana, escuchaba radio Universidad de Chile y tú estabas dando una entrevista a J. P. Cárdenas.

Quiero felicitarte porque fue un placer escucharte. Eres un hombre con opinión, con fundamentos claros y con críticas tal como deben ser en este país que tenemos hoy.

Opiniones como la tuya y argumentos tan claros y contundentes son los que deberían masificarse en todos los medios. Lamentablemente, y como todos sabemos, los medios, salvo escasas excepciones, están monopolizados y manipulados absolutamente. Está claro que faltan líderes y tú serías uno excelente.

Como ciudadana adulta me siento cada vez más lejos de esta "clase política" que tenemos, de esta política de los acuerdos oscuros hechos entre gallos y medianoche, y he de confesarte que si me inscribí para votar en estas últimas elecciones, fue solo para tener "el mal menor".

Eres un joven muy inteligente y con una preparación académica envidiable, además por supuesto, de tu historia personal, que es parte de tu formación. Espero escucharte de nuevo en algún instante. De más está decirte que si algún día decides entrar en el gobierno con algún cargo de elección popular, y me refiero al poder legislativo, tendrías mi voto de todas maneras, aunque como dije, esta clase política no le interese (y me incluyo) a la gran mayoría de este país, sigo pensando o quiero creer que necestitamos gente como tú, precisamente, para ir cambiando esta democracia , mejor dicho tecnocracia.

Un abrazo y un gran saludo,

María